Más de 1,75 millones de chilenos trabajan por cuenta propia
 
Según el Instituto Nacional de Estadísticas (INE), a diciembre de 2016 1.758.230 de chilenos y chilenas trabajan por cuenta propia, universo equivalente al 21,4% del mercado laboral chileno activo, la cifra más alta desde 2010. Del ese total, un millón son hombres.

chch

Desde que en 2014 la economía chilena comenzó a reducir su ritmo de crecimiento. Sin embargo, en vez de dispararse el desempleo, se ha observado una baja en algunos periodos, a partir del crecimiento de trabajadores autónomos. En el trimestre móvil agosto-octubre de 2016 llegaron a representar 1,8 millón de personas, según los datos oficiales. Para distintos expertos, son esos trabajadores los que sostienen el empleo.

Es notorio en Santiago, el aumento del número de vendedores callejeros. En las estaciones del Metro, a la salida de los malls o por las avenidas más concurridas, mantas con productos son parte habitual del paisaje. Los datos del INE muestran que entre el trimestre móvil febrero-abril de 2014 y octubre-diciembre de 2016 se crearon 135.121 empleos por cuenta propia. Estos equivalen al 46% de todas las nuevas ocupaciones generadas en Chile durante ese período. La mayoría en comercio o servicios administrativos y de apoyo, categorías estrechamente vinculadas con los trabajos por cuenta propia, aclara Kirsten Sehnbruch, economista del Instituto de Políticas Públicas de la Universidad Diego Portales (UDP).

En los últimos años muchas personas se han visto obligadas a cambiar su actividad para adaptarse a la economía y a los nuevos hábitos de consumo derivados de esas transformaciones. A veces, el cambio ha sido tan radical que algunos autónomos han debido dedicarse a sectores completamente diferentes o desarrollar actividades complementarias que han devenido en principales. Vender en la calle o en el transporte público, ser chofer o negociar a través de las redes sociales está más vivo que nunca.

La consejera de Avon Evelyn Ogaz empezó a trabajar por su cuenta cuando se quedó sin empleo. ?Mi más próxima meta es comprarme un auto para aumentar mi independencia y poder entregar mis productos con mayor facilidad y sin depender de la ayuda de mi marido. Así podré seguir sumando clientes para aumentar mis ganancias?, comenta.

Según la Cámara de la Industria Cosmética, en Chile las vendedoras por catálogo o cuenta propia superan ya las 220 mil personas.

En Natura, otra empresa de venta por catálogo y con más de 35 años en Chile, su gerente comercial, Augusto Hermo, sostiene que el rubro ha crecido por la necesidad de emprender de las mujeres.

Tras iniciar sus operaciones en 2014, la aplicación de viajes compartidos Uber ya tiene 46.000 conductores en Chile. Sólo en la Región Metropolitana existen 35.000 conductores de Uber y los otros 11.000 se reparten por las ciudades donde opera la compañía. En la capital, según las estadísticas del INE, existen 710.410 trabajadores por cuenta propia, que equivalen al 40% del total nacional.

?La combinación de flexibilidad y tecnología de fácil acceso crea oportunidades para el tipo de persona que tiene más problemas para encontrar un lugar en el mercado laboral tradicional y esa es una ventaja constante, porque es la forma en que Uber opera en otros países?, subraya Carlos Schaaf, gerente general de la compañía en Chile.

Según el perfil de sus ?socios conductores?, como los llaman, el 18% estaba desempleado antes de empezar a manejar con la aplicación, pero entre viaje y viaje ya el 92% de los conductores declara que prefiere mantenerse como trabajador independiente que empleado.

Fuente: Diario La Tercera
 
2017-03-15